Inicio / Destinos turísticos / San Miguel de Allende, El Corazón de México

San Miguel de Allende, El Corazón de México

Se escucha el sonido de las campanadas de la parroquia de San Miguel Arcángel patrono de la ciudad, lo fresco de la mañana y el paso tranquilo de un anciano, da la apariencia que el tiempo corre lentamente en donde naciera uno de los héroes más importante de la Independencia de México,  el insurgente Ignacio Allende.

En una de las entradas al pueblo se puede apreciar la escultura del mencionado patrono, que custodia y da la bienvenida a los viajeros que vienen a descubrir los secretos que esconde este bello lugar, denominado en el 2008 Patrimonio Cultural de la Humanidad como Villa Protectora de San Miguel el Grande y Santuario de Jesús Nazareno. Aquí se guarda una riqueza arquitectónica y cultural, que valieron para pertenecer al programa Pueblos Mágicos antes del nombramiento de la UNESCO.

En las calles se puede distinguir el empedrado y adoquinado de las calles, las construcciones aun mantienen el estilo de siglos atrás, si no fuera por el inevitable sonido de los vehículos, podríamos asegurar que esta ciudad se detuvo en el tiempo.

SAN MIGUEL 2    SAN MIGUEL 4

Es un lugar privilegiado localizado en el centro del país llamado El Corazón de México, con clima templado la mayor parte del año. Además de contar con una oferta turística muy importante como hoteles, restaurantes y recorridos guiados, San Miguel de Allende posee numerosos edificios religiosos y civiles, su belleza arquitectónica predominantemente de estilo barroco, ha llamado el interés del turismo internacional, a tal grado que muchos extranjeros decidieron tener su segunda residencia en este mágico lugar, incluso varios prefirieron quedarse definitivamente en la Mejor Ciudad Turística del Mundo del 2013, distinción otorgada por la revista Condé Nast Traveler.

Esta ciudad guanajuatense con alrededor de 130 mil habitantes mantiene una esencia cultural y natural increíble, es sorprendente no encontrar publicidad, ni anuncios luminosos. Durante todo el día y especialmente en la noche caminar por las calles, pasear por las plazas, jardines o cenar en un restaurante genera un ambiente romántico que sin duda tienes que conocer.

San Miguel de Allende es uno de los sitios más emblemáticos de la Independencia de México, su valor histórico lo convierten en un Tesoro Colonial del país. Pero también los servicios y espacios turísticos la convierten en una ciudad cosmopolita, es importante mencionar que aproximadamente el 10% de la población que reside aquí es de origen extranjero.

La lista de atractivos que se pueden encontrar es muy extensa, sin lugar a dudas el centro histórico es la zona donde más se concentran. La espectacular parroquia de San Miguel Arcángel es el principal atractivo y símbolo de la ciudad, esta interesante construcción de piedra rosa de cantera, se construyó en el siglo XVIII originalmente con una portada de estilo barroco, pero para 1880 se sobrepuso la nueva fachada de estilo neogótico. El interior del templo está decorado  al estilo neoclásico.

Existen otros sitios de gran interés que vale la pena visitar entre ellos el Museo Casa de Allende, el Oratorio de San Felipe Neri, la Parroquia de San Francisco, el Templo de la Purísima Concepción, el Teatro de Ángela Peralta, Casa del Mayorazgo de la Canal; la Plaza Principal lugar idóneo para disfrutar del folklore local y los magníficos edificios que la rodean, es probable que durante la estancia en este sitio se pueda escuchar algún artista o mariachi. No se puede dejar de mencionar las peculiares calles y casonas que conforman el centro Histórico. También se puede disfrutar de espacios de esparcimiento como el parque Juárez uno de los principales pulmones de la ciudad; Paseo del Chorro lugar donde se llevó a cabo la fundación de la ciudad.

San Miguel de Allende es una ciudad que tienes que recorrer a pie, por lo que es recomendable usar ropa cómoda. Definitivamente en el Centro Histórico es donde se puede encontrar la mayor parte de atractivos, además de tiendas, restaurantes, bares y hoteles; sin embargo hay sitios que no están en el centro y vale la pena visitarlos, ejemplo de esto es el Santuario de Jesús Nazareno en Atotonilco, conocida como la Capilla Sixtina de América construido en el siglo XVIII. También en los alrededores de la ciudad hay varios balnearios de aguas termales; para los que gustan del ecoturismo a poco minutos se encuentra El Charco del Ingenio, es un Jardín Botánico que comprende 67 hectáreas de reserva natural dotada de una gran biodiversidad. Para los que prefieren el turismo de aventura esta Rancho el Xotolar en donde se pueden realizar paseos a caballo, senderismo o camping. Mineral de Pozos a 45 km de San Miguel es un antiguo poblado minero, actualmente se mantiene inactiva como tal y aunado con la poca población da aires de ser un pueblo fantasma.

Cuando vayas no olvides llevar una cámara para que puedas capturar la belleza y elegancia de San Miguel de Allende, El Corazón de México.

 

Compártelo con tus amigos

Acerca de Noé Cruz Olmos

Noé Cruz Olmos
Licenciatura en Turismo. Estudiar y pensar al turismo para la aprehensión del conocimiento y consolidación epistemológica.