Inicio / Artículos de gastronomía y enología / Rutas Enoturísticas en México: oportunidades y retos
Productos enoturísticos en México
En México la industria vitivinícola genera empleos para 500 mil jornaleros.

Rutas Enoturísticas en México: oportunidades y retos

El 53% de los turistas del mundo eligen su próximo destino motivados por el atractivo enogastronómico. Convertir la comida en una gastro-experiencia, su asociación a un consumo sostenible y de proximidad y el creciente interés de los Millennials, son tendencias del turismo gastronómico, según la World Food Travel Association con más de 200,000 asociados en más de 100 países.

España tuvo 16.7 millones de turistas internacionales, que visitaron el país motivados por su gastronomía y vinos en el año 2019. En América, Argentina se ha posicionado a nivel mundial como destino enogastronómico por su oferta relacionada a la cultura del vino y la gastronomía de clase mundial. Chile es considerado un destino enoturístico, con una política internacional prioritaria de producción y venta de vino a nivel mundial, y al desarrollo de regiones con productos relacionados al vino como las rutas.

En México, el Consejo Mexicano Vitivinícola (CMV), menciona en su página web que cuentan con 65 asociados, representando a productores de uva mesa, pasa, vino, brandy, jugos y concentrados, así como asociaciones de vitivinicultores por estado. “Además de Baja California y el famoso Valle de Guadalupe, en México existen 14 estados productores, en los cuales se cultivan 18 variedades de uva en estados como Aguascalientes, Baja California Sur, Chihuahua, Coahuila, Durango, Guanajuato, Jalisco, Nuevo León, Querétaro, Puebla, San Luis Potosí, Sonora y Zacatecas. La industria vitivinícola genera empleos para 500 mil jornaleros, lo que la convierte en la segunda fuente de empleo en el sector agrícola después de la hortofrutícola. La industria vitivinícola mexicana sigue cosechando éxitos, medallas y grandes vinos de calidad a nivel mundial”.

Con respecto a las rutas del vino en México, el CMV, promueve las siguientes: La Ruta de Arte Queso y Vino; Antigua Ruta y la Ruta del Vino de Baja California; Vinos y Dinos de Coahuila; y Ruta del Vino de Aguascalientes (Más información en vinomexicano.org.mx/enoturismo). Llama poderosamente la atención el no encontrar el circuito del vino en Guanajuato por la gran trascendencia que ha tenido en la innovación de productos enológicos como aquellos relacionados a la inversión de inmuebles con viñedos y bodegas. Lo que sí es una gran realidad es que existe el interés, la inversión y desarrollo de productos enoturísticos como las rutas en diversos estados del país como Querétaro, que ha tenido un importante crecimiento y desarrollo de conceptos, incluso se ha creado el Cluster del Vino, entre otras iniciativas que lo están dinamizando para convertirse en un destino enogastronómico, sin embargo para lograrlo se deben consolidar, innovar o crear productos gastronómicos y enoturísticos más allá de solo tener rutas, como itinerarios, circuitos, corredores, tours, experiencias, actividades entre otros.   

Productos Gastronómicos y Turísticos

Los productos gastronómicos y turísticos integrados son la esencia para las ventas y plan de mercadotecnia de un destino, ya que son el componente principal de la interacción de la oferta (bienes y servicios) y demanda (consumidores), para integrar paquetes gastronómicos y turísticos finales con transporte, hospedaje, intermediación (taxis, guías de turismo, agencias de viajes, centrales de reservas, plataformas…), alimentación, información, visitas de recreación, acompañamiento, servicios de sanidad…, que tienen como fin la práctica de actividades con animación turística profesional en un entorno diferente al habitual que motivan el desplazamiento de viajeros, los cuales pueden ser comercializados por plataformas, centrales de reservas, guías de turismo y agencias de viajes locales, aplicaciones tecnológicas (apps), redes sociales (Instagram, Facebook, Twitter, entre otras) y a través de los canales de distribución nacionales e internacionales, que también fijan el precio para que el turismo gastronómico potencial pueda vivir una experiencia gastronómica inspiradora e integral (Montecinos, 2022).

Para el diseño de un producto gastronómico y turístico lo más importante es identificar el inventario geográfico y patrimonio gastronómico y turístico cultural, natural, inmaterial y mixto, en la dimensión espacial ecológica, social por usos y costumbres, geopolítica, patrimonio cultural y/o turística de un sitio, comunidad, localidad, región, país o continente(s). El inventario gastronómico es indisoluble y complementario del inventario turístico y viceversa, por lo cual es recomendable combinar recursos, atractivos, negocios, establecimientos, sitios gastronómicos y turísticos clave, que sean competitivos y considerados emblemáticos por la comunidad receptora, que estén ya posicionados pues servirán como ancla o para conjuntar la práctica de actividades con interpretación y animación turística en productos gastronómicos y turísticos compuestos permanentes en la región-destino como itinerarios culturales, rutas, circuitos, tours…, que estén disponibles para el mercado en al menos un 60% del tiempo en un año, a los cuales se pueden integrar los productos gastronómicos y turísticos eventuales con fechas, temporadas específicas o con solicitud y contratación previa.

Los productos gastronómicos y turísticos eventuales pueden ser talleres, tours, festivales, ferias, eventos, convenciones, congresos y exposiciones, entre otros. Cabe mencionar, que en el caso de los tours se pueden ofrecer de manera permanente y eventual. Por ejemplo, el Tour de Bodegas, Cata y Elaboración de Vino que tiene actividades de manera permanente, ya que cuentan con el equipamiento (museos, centros interpretativos con videos del proceso de vendimia y elaboración del vino), el producto y capital humano durante todo el año y el Tour de Vendimias en Bodegas de Vino que es eventual pues solo se pueden realizar las actividades de la recolección de la uva, su pisado de manera física, entre otras, en épocas específicas del año según el país o territorio.

La cultura del vino en México ha tenido en poco tiempo una gran evolución y demanda, por lo cual ofrece grandes oportunidades para incrementar el flujo de visitantes motivados por el patrimonio cultural del vino material e inmaterial, lograr mayor estadía con noches de pernocta, lo cual dinamizará la derrama económica de la cadena productiva de valor enogastronómica del destino y sobre todo el medir por medio de indicadores cuantitativos el bienestar del destino, sus comunidades y satisfacción del visitante.

De igual modo los retos para lograrlo son complejos, pero definitivamente no puede haber destinos enoturísticos o enogastronómicos, si no hay productos gastronómicos y turísticos integrados permanentes y eventuales como rutas, itinerarios, circuitos, corredores, tours, experiencias, actividades… para lo cual se requieren propietarios, inversionistas, directores, gerentes y prestadores de servicios relacionados, que estén continuamente incrementando su capacitación, formación y profesionalización.

Referencias

Inscríbete al Taller «Diseño de Rutas Gastronómicas y Enoturísticas»

Taller Diseño de Rutas Gastronómicas y Enoturísticas

Taller «Diseño de Rutas Gastronómicas y Enoturísticas: Integración de Itinerarios, Rutas, Circuitos, Tours, Experiencias…»

  • Modalidades: presencial, virtual, mixta y grabada 2 sesiones.
  • Horario: 9:00 a 13:00 horas
  • Días: 28 y 29 de julio.
  • Imparte: Dr. Antonio Montecinos
  • Sede presencial: Escuela de Vino del Altiplano (EVA) Ciudad de Querétaro, México.

Contaremos con análisis de casos prácticos de Querétaro, Guanajuato, Baja California, España, Italia, Argentina, Chile entre otros.

Incluye: reconocimiento, servicios de café (2), brindis y un ejemplar del Manual Negocios, Productos Gastronómicos y Turísticos. Envío solo a México y Colombia.

Para mayor información e inscripción al taller mandanos un mensaje de whatsapp aquí: https://bit.ly/3Od5X8S

Personas han comentado

Acerca de Antonio Montecinos Torres

🇲🇽 Doctor en Turismo, especialista en Planificación Gastronómica y Turística Sostenible e Inteligente. Representante en la Red de Gastronomía de la OMT. Autor del libro Turismo Gastronómico Sostenible: Planificación de servicios, restaurantes, rutas, productos y destinos.