Inicio / Artículos de tecnología y turismo / Ota’s: ¿Amigas o enemigas?
mujer-comprando-por-internet

Ota’s: ¿Amigas o enemigas?

¿Sabías que si buscas algún hotel por internet, nunca encontrarás el teléfono directo? Es más, sólo siendo muy hábil en buscadores como Google o Yahoo y similares, encontrarás el teléfono, pero nunca cuánto cuesta una noche ahí. Entonces, ¿cómo se realiza una reservación en línea y cómo saber si el precio en verdad es el más bajo?

Las OTA’s son, por sus siglas en inglés: “Online Travel Agencies” o “Agencias de viaje en línea” y algunas de las más populares son Booking, Expedia, Hotels.com, etc. Y su objetivo es ayudar a los hoteles a vender sus habitaciones en línea, algunas con pago directo o con cargo directo a tu tarjeta de crédito o débito. Todo hasta aquí está bien. Una desventaja es que cobra comisión por reservarlas y no siempre te incluyen los impuestos; pero si lo dicen (en letras muy pequeñitas). El problema viene después.

No son malas, no lo mal entendamos; en realidad tienen muchísimas ventajas y varias veces se encuentran precios muy bajos donde realmente conviene reservar. Entonces la pregunta ahora es, ¿a qué precio está vendiendo el hotel para que la agencia le incremente su comisión, los impuestos y todavía creas que es barato?

Lo que debes saber de las OTA’s, como hotelero, como huésped o como estudioso en el tema es lo siguiente:

  1. Normalmente no te dejarán acceder al teléfono real del hotel, para que nunca te enteres del costo real al que te lo venden (costo de ellos en comparación al precio por noche real del hotel).
  2. Si no vas, si cancelas el mismo día de tu llegada o simplemente ya no quieres la reservación, pueden cobrarte la noche e incluso la reservación completa (en caso de haber reservado más de dos).
  3. Reservar por varios días y desear menos, o pagar día por día es casi imposible de realizar, y no es culpa del hotel sino de las agencias, pues ellas imponen comisiones y lineamientos muy estrictos.
  4. Los hoteles que aparecen en las primeras páginas NO siempre son los mejores, sino usualmente son los que pagan más a las agencias por aparecer primero, incluso pagan por hacer que borren los malos comentarios hacia ellos de sus antiguos huéspedes que se llegaron a quejar, si éstos recibieron mal servicio (porque también tienen buzón de quejas, y es muy útil y real, pero poco confiable).
  5. Toda reservación (en México sobretodo) debe incluir un 16% de IVA y 3% adicional por hospedaje. Así que el “precio más bajo” nunca reflejará que debes pagar esos impuestos por ley, y de nuevo, no es culpa del hotel al necesitar cobrártelos, es sólo que no leíste las letras pequeñas que decían: “precio más impuestos”.

Es cierto que las empresas que comparan los precios entre agencias (porque también hay agencias que te muestran los precios de otras agencias), como Trivago o Despegar.com se esmeran en que encuentres el mejor hotel al mejor precio, con comentarios reales de sus visitantes; pero también cubren los precios y teléfonos reales de los hoteles, y sólo muestran lo que pagarás (más impuestos), dónde está ubicado y cómo llegar. Entonces ¿dónde está lo malo?

En ninguna parte, no hay nada de malo con las agencias. Si las conoces o las logras entender, son la mejor opción para reservar viajes, tan buenas como las agencias de viajes establecidas, solo que aquí en un click logras tener acceso en segundos a hoteles, aviones, taxis e incluso barcos, para ir de crucero por alguna costa. Únicamente es necesario que comprendas que nada es gratis y su costo viene incluido en cada reservación.

Si dejas una tarjeta de crédito o débito como garantía para tu reservación, tomarán una parte de tu saldo “virtualmente” al total de la reservación, una vez que des check-in en el hotel, se te devolverá en promedio a la semana. Si el hotel no confirma tu estancia en máximo dos días, o realmente no asistes, se te cobrará la comisión debida o estancia total.

Si no dejas pago en garantía, tu reservación existirá solo hasta las 6:00pm (hora máxima varia de hotel a hotel) y te retiran tu reservación por el mismo motivo: no hay garantía de pago.

Ahora ya lo sabes, tras tu estancia o servicio, puedes ingresar a su buzón en línea donde puedes dejar una sugerencia sobre cómo fue tu servicio. Por favor sé sincero, usa lenguaje apropiado y sé directo a la hora de opinar. Con esto el hotel tiene mayores reconocimientos, visitas, y valoras el esfuerzo de los trabajadores.

Personas han comentado

Acerca de Andrés Servín Sainos

Estudiante de Licenciatura en Turismo, Auditor, Sincero, Hedonista, Narcisista, Zurdo; Escorpión y Asperger. Hincha de los Xolos de Tijuana. Idiomas: Esp, Eng, Pgs, Fçs & Ita. "En turismo, tu trabajo debe ser el hacer sentir bien al cliente o huésped, incluso si eso deseas"