Inicio / Hablemos de turismo / Neurociencias y turismo (Neuroturismo)
Neurociencias y turismo

Neurociencias y turismo (Neuroturismo)

En la actividad turística, como en muchas otras actividades económicas y sociales, los modelos tradicionales de ocio y tiempo libre (diversión, recreación y descanso) se han agotado. Los turistas, movidos por diferentes intereses, necesidades y deseos, eran atraídos por los viejos modelos, experimentando en su gran mayoría apatía, desánimo, aburrimiento, fatiga física y emocional. A pesar de haber transitado de un turismo 1.0 a un turismo 4.0, que actualmente empezamos a vislumbrar, se requiere una renovación urgente de modelos que cumplan con el objetivo ideal de unas vacaciones, es necesario establecer las bases de cómo generar una oferta turística que está requiriendo el sector turístico.

Se pudiera pensar o suponer que el éxito de la actividad turística deberá estar basado en concepciones distintas a las que la gran parte de los “turisteros” y “turismólogos” creen. Nuestro país tiene una tasa de recurrencia muy baja de turistas internacionales,  regresan muy pocos, argumentando que no encontraron nada distinto a otros destinos, ello resulta decepcionante, México cuenta con demasiadas localidades con atractivos turísticos, pero con escasos conocimientos para aprovechar de manera plena y sustentablemente los atractivos.

Una percepción basada en una nueva perspectiva, es una prioridad que, tanto autoridades como inversionistas, deben desarrollar. El futuro está en concebir, con base en la psicología cognitiva, el concepto de turismo. Efectuar un cambio drástico y radical en la forma de interpretar las necesidades del turista y desarrollar nuevas estructuras que hagan consientes el comprender y estimular la mente del turista, qué le causa emoción y satisfacción cuando visita diversos lugares, qué experiencias placenteras se generan y desarrollan en estos turistas al entrar en contacto con la cultura y comunidad anfitriona, con las empresas turísticas que les brindan los servicios, etc. Evaluar por tanto, la densidad de atención y sensaciones que se ha logrado obtener.

En el sentido más amplio, el objetivo de los turistas, es experimentar algo “extraordinario”, diferente a su experiencia doméstica cotidiana. El turismo básicamente es un mecanismo compensatorio, contrapeso de las insatisfacciones que se encuentra en la base de la vida moderna. El ser humano en la actualidad es visto como un ser alienado de la sociedad y de su entorno vano e imitado; dirigido por una búsqueda de la “autenticidad”, desaparecida en su sociedad original la persigue en otros lugares (y en otros momentos) más allá de los confines de la modernidad.

El actual sistema turístico se ha caracterizado, a menudo, por la ruptura de las “grandes paradigmas dominantes” que han servido en el pasado como basamentos de las visiones efectuadas en el mundo.

Analizar el comportamiento del turista desde otro paradigma es la clave para investigar y analizar los procesos mentales y psicológicos que suceden en el cerebro de un turista cuando éste elige un servicio y no otro, con la finalidad de comprender el motivo por el que sucede su toma de decisión.

Desde los inicios de la década de los años 90 ha progresado considerablemente el conocimiento del cerebro y la inteligencia. Se ha adquirido un gran conocimiento no sólo sobre la organización anatómica del cerebro y cómo circula en él la información, sino también sobre la interacción con el entorno o contexto externo: físico, social o cultural. Nuestra aldea global se localiza en el umbral de una revolución en la formación de una base científica de los procesos psicológicos. La importancia del cerebro y sus procesos en el estudio del comportamiento humano ha sido reconocida por diferentes disciplinas del conocimiento, entre ellas el marketing.

El propósito principal de las Neurociencias es entender cómo el encéfalo1 produce la marcada individualidad de la conducta humana. Es aportar explicaciones del comportamiento en términos de actividades del encéfalo, explicar cómo actúan millones de células nerviosas (neuronas) individuales en el encéfalo para producir la conducta y cómo, a su vez, estas células están influidas por el medio ambiente, incluyendo la conducta de otros individuos.

La Neurociencia Cognitiva, tiene a su cargo la responsabilidad de inspeccionar la estructura y funcionalidad del cerebro humano. Esta disciplina, aún en construcción, es alimentada con un conocimiento interdisciplinario. Su función, actualmente, corresponde a la necesidad de integrar las contribuciones de las diversas áreas de la investigación científica y de las ciencias clínicas para la comprensión del funcionamiento del sistema nervioso.

Ahora, por su parte, los estudios neurobiológicos de la conducta, que se llevan a cabo hoy por hoy, cubren el trayecto entre las neuronas y la mente. Existe una modesta preocupación por cómo se relacionan las moléculas responsables de la actividad de las neuronas con la complejidad de los procesos mentales: desarrollo, envejecimiento y muerte neuronal; plasticidad celular y molecular; percepción, psicofísica y movimiento; funciones mentales superiores (memoria y aprendizaje, cognición, emociones, lenguaje, estados de conciencia), entre otros tanto más.

Comprendido lo anterior, es primordial crear un gran proyecto que mejore el posicionamiento de México como destino turístico mundial, buscando nuevos mecanismos para impulsar la innovación en los destinos, con el despliegue y desarrollo de las neurociencias, de forma que se puedan crear servicios diferenciales y altamente competitivos.

Un destino turístico que no únicamente se valga de la tecnología, sino que se adopte a la nueva forma que los turistas experimentan viajar sintiéndose más emotivos, interactivos e incluyentes.  El Neuromarketing, podría ser una excelente herramienta en el nuevo turismo, es en este recurso donde se estudian los procesos cerebrales vinculados a la percepción sensorial, el procesamiento de la información, la memoria, la emoción, la atención, el aprendizaje y las emociones que determinan la toma de decisiones del cliente y a su vez, cómo éstos se aplican a la gestión estratégica y operativa de marketing.

Referencias


  • [1] Parte central del sistema nervioso de los vertebrados, encerrada y protegida en la cavidad craneal y formada por el cerebro, el cerebelo y el bulbo raquídeo.
Compártelo con tus amigos

Acerca de Mauricio Sotelo Arriaga

Mauricio Sotelo Arriaga
Lic. en Turismo. Pasión, disciplina y voluntad ingredientes indispensables para mostrar amor por el turismo.