Inicio / España y Europa / La reinauguración del Hotel Indigo de Madrid tuvo sabor a México
Reinaguración del hotel indigo
La directora del hotel Dunia AL Droubi cantando con el mariachi invitado en la fiesta mexicana del Hotel Indigo.

La reinauguración del Hotel Indigo de Madrid tuvo sabor a México

El pasado 6 de junio, se celebró la reinauguración del Hotel Indigo por “todo lo alto” (nunca tan bien dicho, porque el evento tuvo lugar en su azotea con maravillosas vistas de Madrid) en una fiesta eminentemente mexicana.

Indigo es un establecimiento de propiedad mexicana, al lado de La Gran Via, una de las arterias más tradicionales, centrales, comerciales y vivas de la capital. Su filosofía, explicada por su directora Dunia Al Droubi, consiste en amalgamar parte de la cultura mexicana y española para dar su personalidad a un hotel simpático, urbanista, funcional pero muy confortable y divertido.

La presentación estuvo llena de colores mexicanos. Desde un mariachi que tocó algunas de las canciones más famosas como “Cielito lindo”, coreadas por toda la asistencia, hasta una comida eminentemente mexicana que abarcó desde cochinita pibil, nachos o guacamole, que se complementó con aperitivos españoles de los mejores embutidos tipo jamón serrano, lomo, chorizo… Esta fusión perfecta se remató con imágenes de películas mexicanas que iban desarrollándose en una pantalla situada en la bella azotea del hotel, donde está previsto próximamente, celebrar proyecciones al aire libre de films mexicanos.

El hotel posee unos murales pintados con calles de la ciudad de Madrid tanto en el hall de entrada como en la terraza, desde donde se divisa gran parte de la ciudad, incluyendo el bello centro de tejados y azoteas así como el inmenso campo del parque de La Casa de Campo. Pero, además, en esta nueva reestructuración del hotel, se ha sacado partido con una piscina al borde de la terraza donde poder darse un chapuzón en los días de calor admirando ese skyline madrileño tan impresionante.

Terraza del hotel indigo
La terraza panorámica del Hotel Indigo.

La reforma del Indigo

Se trata de uno de los hoteles más dinámicos del centro de Madrid. Desde su nacimiento en 2014 el establecimiento ha vivido 2 transformaciones. La reforma que acaba de tener lugar de muchos de sus espacios se suma a una nueva oferta y concepto creativo: joven, urbano, dinámico y cosmopolita. Los nuevos espacios están unidos por una inspiración Mexicana: colorida, con diferentes geometrías, y en el que cada uno tiene su propia esencia y conviviera con una mezcla de estilos.

infinity pool en el hotel indigo
Atardecer desde la Infinity pool del Hotel Indigo.

Bajo esta premisa, una vez más, el hotel reforma su lobby, trasladando el bar que se ubicaba en la entrada al fondo de la planta baja. Y, lo que era el bar, pasa a ser ahora un sofisticado y cosmopolita salón lleno de confortables sofás de diseño, al lado de la recepción. Los espacios son luminosos y frescos. El Bar tiene un aire más de taberna madrileña, donde se ofrece una gran variedad de embutidos y quesos, que se acompañan con deliciosos y sorprendentes cócteles de impronta castiza, realizados a base de vermut Yzaguirre, perfecto para maridar con unos sabrosos torreznos. El corazón del hotel, su patio interior, también ha sido intervenido utilizando artistas jóvenes y urbanos del panorama nacional, creando murales como el del elogio a la mujer y a su libertad, de la mano de la mítica Estatua de la Libertad.

Bar del Hotel Indigo
El Bar reformado del hotel Indigo.

Al ascender, los visitantes y huéspedes también se encontrarán con que el lounge de la planta 11 se ha transformado en una infinity pool que ha ganado espacio con una zona de vestuario y el resto de la planta ha sido destinado para crear 3 nuevas habitaciones, para responder a la alta demanda del hotel. En la misma planta, es posible encontrar una nueva junior suite. La visita y la reforma culminan en su terraza, ubicada en la planta 12. Este espacio cambia su concepto y se transforma en MAD/MEX, donde lo mejor de Madrid se une a lo mejor de México con una propuesta gastronómica desenfadada que sigue el concepto de esta fusión cultural, como tacos de diversas variedades combinados con cerveza La Virgen. Una terraza desde la que se siguen pudiendo ver las mejores puestas de sol de Madrid.

Compártelo con tus amigos

Acerca de Carmen Pineda

Carmen Pineda
Inquieta, rigurosa, sensible y amante de la cultura (sobre todo el cine), el turismo, la gastronomía y los viajes. Me gusta comunicar y escribir sobre mis experiencias y sobre el mundo en general.