Inicio / Blog de Viajes / Nueva Zelanda: Un viaje mágico, un país por explorar
Franco Norberto en Nueva Zelanda
Paisaje en Nueva Zelanda (en la imagen Franco N. Mugas).

Nueva Zelanda: Un viaje mágico, un país por explorar

En días donde todos andamos atareados, sumamente preocupados por la situación actual y sin saber qué rumbo se va a encarar con la pandemia, existe un sitio especial y remoto donde los pensamientos se detienen y aflora el espíritu de la tranquilidad y armonía. Acompáñame es este relato donde, con sólo leerlo, despertará una necesidad de pisar estas tierras. Este destino tan único, que lo hace sumamente especial por todo el espectáculo natural servido ante nuestros ojos, nos permitirá teletransportarnos a un estado de relajación absoluta y en donde nos maravillamos con cada paso que daremos.

Sin lugar a dudas, Nueva Zelanda (o como es nombrado por los maoríes, Aotearoa -el País de la Nube Blanca-) lo tiene todo: desde playas de aguas cristalinas, atardeceres legendarios, montañas misteriosas, cascadas mágicas, senderos ocultos, paisajes imponentes, y su gente tan cálida y amistosa harán que tu paso por este país sea el mejor viaje que hayas tenido en toda tu vida.

Destino ideal para los amantes de la naturaleza, explorando cada rincón y dejándose envolver por toda la inmensidad de sus paisajes increíbles. Pero también, destino ideal para el turismo aventura, y si te animas, te invito a que hagas el bungee jumping desde puentes, o en el medio de los valles. 

Más allá de poder hacer un centenar de trekkings repartidos en ambas islas, podrás hacer deportes extremos como paracaidismo, lancha rápida en aguas turbulentas, ski y snowboard, 4×4, cabalgatas, actividades acuáticas, explorar las cuevas con sus famosos gusanos luminosos (pareciera el cielo estrellado bajo tierra), ciclismo, y para los más aventureros, acampar en el medio de los valles y parques naturales rodeado de lagos cristalinos y árboles por doquier; por las noches, la serenata de tus sueños serán los sonidos armoniosos de animales, insectos, olas chocando en las costas, y la brisa que será el telón para tu descanso.

Si te interesa conocer su folklore, permítete un acercamiento a la cultura local y milenaria de los maoríes (con su gastronomía, estilos de vida, danzas, dialecto, música, entre otros), se pueden visitar los variados parques temáticos repartidos en este país; créeme, es una cultura que llama mucho la atención, y hasta poder aprender el tan conocido y clásico “Haka”.

Amantes del rugby y del cricket, podrás asistir a partidos y presenciar la adrenalina de estos deportes tan apasionantes, su fiesta y cánticos que alientan a los diferentes equipos de varias regiones. Se juegan partidos muy emocionantes donde cada segundo te mantienen sorprendido constantemente.

Continuando con el viaje, pueblos inmersos en el medio del camino, y ciudades que te sorprenderán por sus edificios y mezcla racial, ya que tienen mucha afluencia de los países asiáticos, habiendo una mezcla cultural británica-asiática perfectamente relacionada haciendo que todo esté muy bien organizado y funcione de la forma correcta. ¡Pareciera que es el país en el que todos desearían vivir, y es así! donde la criminalidad es tan baja, la seguridad impecable, cuidado del medio ambiente y ciudades limpias, y lo mejor, sus ciudadanos viven felices dispuestos a ayudarte sin que solicites su ayuda. Pareciera que en este país tan remoto no existieran los problemas y las preocupaciones.

También abundan las ferias temáticas donde uno puede ver el gran abanico de productos y comidas artesanales, de diversos gustos y preferencias. Mezcla de comidas orientales y británicas (ya que anteriormente, fue colonia inglesa) conjugan sabores y logran que el paladar deleite sensaciones particulares. Además, también hay influencia de la India, haciendo que uno pueda sentirse un momento en cada país con cada comida que pruebe. 

Recorre sus calles con la presencia de las más prestigiosas marcas a nivel mundial, shoppings, y tiendas por doquier, haciendo que uno tenga varias opciones a la hora de comprar algunos regalos y recuerdos. Sumérgete en sus bares, con música en vivo al mejor estilo country, visita sus museos e iglesias, o disfruta de sus discotecas y recitales de grandes estrellas locales e internacionales.

La mejor manera de conocer este hermoso país es a través de las campervans (similar a casas rodantes), para que no te pierdas ninguno de los atractivos. Hay campings (la mayoría gratuitos) que cuentan con todas las instalaciones sanitarias para que tu estancia sea placentera. Los atardeceres impactantes serán el espectáculo previo a la presentación de un cielo colmado de estrellas y la única luz será la de la luna.

Te acostumbrarás a escuchar por todos lados que la palabra mágica es “kiwi”, ya que su denominación radica en varios términos. Su moneda es el dólar neozelandés…. mejor conocido como “dólar kiwi”. Prácticamente 1 NZD (dólar kiwi), es USD 0.70.- ¡Hasta sus billetes son tan llamativos! La fruta nacional es el kiwi, y lo más curioso, ¡la variedad que tienen! Te aseguro que sólo conoces los de color verde, pero también son productores de los golden (dorados), rojos y azules (con injerto de flores) y hasta los kiwis más pequeños. Mi recomendación: ¡no puedes dejar de probar los kiwis golden… jugosos, dulces y deliciosos!

Su ave nacional es el “kiwi”, un pájaro de color marrón oscuro cuyas alas son tan cortas y pequeñas que no pueden volar, es muy difícil encontrarlos y están en peligro de extinción, pero se toman varias medidas para preservar la especie. También sus ciudadanos son los llamados “kiwis”. Te aseguro que usarás ese término constantemente.

Apasionados por la naturaleza, la preservan y presentan un respeto digno de admiración. Ejemplo que muchos otros países observan e intentan seguir los mismos pasos. 

Hay tantas cosas por mencionar de este magnífico país… que apenas es una pequeña pizca de lo grandioso que es. ¡Anímate y conócelo! Sumérgete en una aventura que hará de tu viaje único y, verás, que cada rincón que conozcas será un asombro diferente. 

Sin lugar a dudas, Nueva Zelanda es el país y destino que toda persona debería conocer por lo menos una vez en su vida; seguramente te llevarás hermosos recuerdos y paisajes en la retina de tus ojos y memoria, que no los encontrarás en ningún otro sitio.

Comentarios

comentarios

Acerca de Franco Norberto Mugas

🇦🇷 Licenciado y Técnico en Turismo, profesional y encargado de una agencia de viajes. Amante y apasionado de los viajes y aventuras. Conocimiento amplio de la actividad turística, experiencia y vivencias en varios destinos del mundo.