Inicio / Artículos de gastronomía y enología / Centroamérica y su gastronomía llegan a nuestras casas
8 platos Centroamérica
8 platos de Centroamérica

Centroamérica y su gastronomía llegan a nuestras casas

A pesar de la actividad turística se ha paralizado debido al coronavirus, muchos de los proyectos de promoción turística que ya se habían iniciado antes de la crisis se resisten a morir. Es el caso de las iniciativas de la Agencia de Promoción Turística de Centroamérica (CATA) que sigue, a pesar de todo, trabajando en su estrategia unificada de promoción en los mercados europeos como España, Italia, Francia, Alemania, Reino Unido y Holanda. CATA aglutina países de Centroamérica como Belice, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá y República Dominicana.

En este sentido, CATA sigue lanzando acciones que apoyen al sector turístico de Centroamérica y República Dominicana con el fin de mitigar las consecuencias adversas de la coyuntura que vivimos, manteniendo el producto promocional de la región en los mercados europeos. Dentro de esta estrategia actual, y siempre incluyendo las directivas de la OMT (Organización Mundial del Turismo), la Agencia de Promoción Turística de Centroamérica nos presenta 8 platos tradicionales de la región, antesala de lo que en un futuro, podremos degustar in situ. Por ahora, nos limitaremos a quedarnos en casa, desde donde podemos descubrir los secretos de estas cocinas.

Yuca, frijoles negros y rojos, maní, arroz, chile, aguacate, cacao, piña o coco son algunos de los ingredientes típicos de la cocina de Centroamérica y República Dominicana. Todo ello, aderezado con multitud de especias, lo que le da una explosión de sabores única a estas gastronomías. 

Sin movernos de casa, podemos cocinar 8 recetas que llevaremos a nuestras mesas a ambos lados del Atlántico:

1. Chimole de Belice

El chimole, plato típico de Belice, es una sopa, de origen maya. Lleva una mezcla de especias, y el “Recado Negro”, que le aporta un extraordinario sabor ahumado. 

Elaboración: Desecha las venas y semillas de 10 pimientos rojos y ásalos hasta que se tuesten, dejándolos reposar en un bowl con agua. En un molinillo de especias moler unos clavos, unos granos de pimienta de Jamaica, 1 cucharada de semillas de achiote y media cucharadita de comino. En una licuadora, mezclar 5 dientes de ajo, 1 cucharadita de orégano, 1 cucharada de vinagre de vino blanco, media cucharada de pimienta, una pizca de sal, los ingredientes del molinillo de especias y los pimientos asados. Mezclar todos los ingredientes para formar una pasta/sopa negra y acompañar, según el gusto, con huevos duros.

2. Enchiladas de Guatemala

Enchiladas de Guatemala

Comparadas con las enchiladas clásicas, las de Guatemala destacan por el sabor armonioso creado por la combinación de lechuga, remolacha, cebolla, salsa de tomate, perejil fresco, huevo y queso. El secreto: organizar correctamente todos los ingredientes sobre la tortilla de maíz. 

Elaboración: Comienza con una hoja de lechuga, sobre la cual se debe colocar una mezcla de verduras de tu elección, entre las cuales no deben faltar la cebolla y la remolacha. Para los amantes de la carne, este es el momento adecuado para agregar carne de res o pollo cortada en trozos pequeños y (al gusto) un poco de salsa de tomate. Para cerrar la enchilada, se coloca un huevo duro rebanado, una buena pizca de queso duro y cilantro picado.

3. Pupusas de El Salvador

Las pupusas salvadoreñas son tortillas rellenas muy sabrosas y fáciles de preparar. 

Elaboración: Necesitarás harina de maíz, puedes mezclar en un tazón 150 g de harina y 75 g de agua. Tomamos porciones de la masa y las amasamos, haciendo formas de cuencos. Estos los rellenamos con un poquito de quesillo y chicharrón o frijoles. Ahora cerramos el cuenco y formamos con cuidado una tortilla gruesa con orillas. Calienta una plancha o una sartén, engrasa ligeramente y cocina cada tortilla hasta que la masa esté bien cocida por ambos lados.

4. Pescado frito con tajadas de plátano verde y encurtidos de Honduras

Se trata de uno de los platos más tradicionales y que más se cocinan en el país. Típico del norte del país, tiene un exquisito sabor y suele servirse con tajadas de plátano, encurtido, chimol y repollo.

Elaboración: Sazonar el pescado (mojarra, por ejemplo, o alguna otra variedad similar) con sal, tomillo, orégano, pimienta al gusto y consomé de pollo. Colocar la harina en un recipiente hondo y pasar el pescado vuelta y vuelta. Freírlo en sartén con el aceite bien caliente dorándolo por ambos lados. Para las tajadas de plátano, rebanar un plátano verde en láminas de medio centímetro de grosor y freírlas durante 3 minutos por cada lado hasta que queden doradas y crujientes. A continuación, escurrir con papel absorbente para retirar el exceso de aceite. El encurtido puede hacerse con muchos vegetales, pero uno de los más típicos es el de cebolla roja y repollo. Se vierte en una cacerola profunda 1 taza de agua, otra de azúcar, 2 de vinagre blanco y 2 hojas de laurel. Llevar a ebullición y, seguidamente, añadir 2 cebollas rojas y un repollo en juliana (pueden incorporar jalapeño o chile) y se retira el recipiente del fuego colocándolo en otro con agua y hielo para que los ingredientes enfríen rápidamente. El encurtido puede guardarse en la nevera y dura hasta tres meses refrigerado.

5. Baho de Nicaragua

El baho es un plato que hará felices a los amantes de la carne. 

Elaboración: Marina 1 kg de carne picada con 2 cebollas por la mitad, sal, 2/3 de dientes de ajo y 1 taza de jugo de naranja; déjalo reposar durante 24 h. Enjuaga la carne. Corta las cebollas utilizadas para marinar, 1 kg de yuca y 3 plátanos en rodajas finas. Con hojas de plátano, cubre el fondo y los lados de una cacerola, dejando que parte de las hojas salga por los bordes. Verticalmente, coloca las rodajas de yuca y plátano alternativamente tres veces. En el centro, coloca la carne, aproximadamente 500 g de tomates pelados en cubitos, la mitad de un pimiento rojo y la otra mitad de pimiento verde y las cebollas. Cierra todo con las hojas para que no haya espacio entre una y otra y todo esté sellado. Agrega 1 taza y media de agua alrededor y cocina a fuego medio durante aproximadamente 2 horas; luego baja el fuego y cocina durante otras 2 horas. Si el agua se evapora, añade más (hirviendo). Corta en rodajas y sirve en una hoja de plátano. No olvides el curtido como toque final, hecho de repollo y ensalada de tomate sazonado con vinagre y zumo de lima o de limón.

6. Picadillo de papa y carne de Costa Rica

Picadillo papa de Costa Rica

La patata, ingrediente esencial de la dieta básica de muchos países en Latinoamérica, forma parte del picadillo de papa.

Elaboración: Para preparar el picadillo, calienta el aceite de oliva en una cacerola gruesa; una vez listo, agrega 300 g de carne molida de res, 4 rebanadas de panceta, media cebolla picada, 150 g de pimientos picados, 2 dientes de ajo, 1 cucharadita y media de sal y cilantro picado. Cocina removiendo ocasionalmente hasta que la carne ya no esté rosada. Añade 1 kg de patatas cortadas en cubitos junto con un vaso de agua y orégano. Cubre y cocina a fuego lento hasta que las patatas estén suaves (unos 15 minutos). Añade un poco más de cilantro y déjalo durante unos minutos más. Servirlo caliente con tortillas.

7. Sancocho panameño de Panamá

El sancocho es una sopa típica de Panamá en la que los protagonistas son el pollo y las patatas. Es un poco como lo que en España, llamamos cocido.

Elaboración: Coloca 1,5 kg de pollo en una cacerola y cubre con agua: hierve y cocina a fuego alto durante 5 minutos. Baja el fuego y agrega 1 kg de patatas picadas, dos mazorcas cortadas en tres pedazos cada una, unos 400 g de yuca y cocina a fuego lento durante 45 minutos. Luego añade una cebolla picada, un pimiento verde cortado en cubitos, cilantro, unos dientes de ajo, una pizca de sal y una pizca de orégano. Cocina nuevamente durante 15 minutos. Retira del fuego, tapa y deja reposar 10 minutos antes de servir junto con arroz blanco.

8. Bandera de República Dominicana

Bandera República Dominicana

La bandera es un platillo, comida típica para el almuerzo, con la insignia tricolor. El color blanco es el arroz, el rojo las habichuelas, y, usando un poco de imaginación, la carne (pollo o res guisados) representa el azul. 

Elaboración: Carne: Sazona la carne con sazón ranchero, sopita, aceitunas y un poco de su jugo, un chorrito de vinagre, ajo, pimienta, sal, orégano, añade la cebolla, ajíes y dejar marinar durante una hora. En un caldero, calienta el aceite y agrega el azúcar, da vueltas hasta que se disuelva, agregar la carne y sofreír hasta que la carne esté dorada, echar el jugo de la marinada de la carne y un poco de agua para evitar que se queme. Cuando la carne esté blanda reducir el agua. Añade los demás ingredientes (tomate, cebolla y ajíes) y sofreír. Añadir más o menos agua para que la salsa quede en su punto. Habichuelas: Calienta 4 cucharadas de aceite. Agrega el cerdo y sofríe un rato. Añade el orégano, la cebolla, el ají, el tomate frito, el apio, el ajo y las hierbas. Remueve y agregar dos cucharadas de agua. Cuando el agua casi se haya evaporado añade el dado de caldo de carne. A continuación, echa las habichuelas y tres tazas de agua. Remueve regularmente hasta que se alcance una consistencia cremosa. Añadir sal y pimienta al gusto. Arroz: Cocínalo a tu gusto.

Dinos tu opinión

Acerca de Carmen Pineda

Inquieta, rigurosa, sensible y amante de la cultura (sobre todo el cine), el turismo, la gastronomía y los viajes. Me gusta comunicar y escribir sobre mis experiencias y sobre el mundo en general.

Revisa también

Cerro de la Ventana

Nuevos Rumbos (conociendo el sistema Ventania)

Hoy vamos a conocer un lugar muy pintoresco que se ubica al sur de la …

Facebook2k
Twitter203
Instagram649
Tiktok234